Tarde para arrepentirse: La ridiculez humana

 

—¿Cuál es en valor que le damos a la amistad, cundo esta se basa en acuerdos tácitos y caóticos?

 

Son éstas las premisas en las que se basa la trama de la obra teatral TARDE PARA ARREPENTIRSE. Un texto escrito y dirigido por el mexicano Alan Blasco, autor conocido por su comedia negra Psicomanía; una obra que como tónica tuvo una severa crítica hacia los medios sociales en 1918.

“Tarde para arrepentirse” es la burguesía sin buenos modales

Y justo la dramaturgia de Tarde para arrepentirse es también una crítica social, pero en ésta ocasión hacia una clase venida a más, que logra colocarse como burguesa con despliegues de cierto poderío económico. 

Bajo la producción de “El Círculo Teatral”  que como es bien sabido en el medio teatral, es la compañía integrada por los actores, directores y productores: Víctor Carpinteiro  y Alberto Estrella, en ésta ocasión, ellos junto con la actriz  y también productora Cynthia Klitbo, presentan la obra Tarde para arrepentirse.

Una obra teatral cuya puesta en escena cuenta con el reparto estelar integrado por Ana Corti, Anahí Dávila y Estefanía Ahumada, quienes desde el 5 de octubre, se presentan en el Foro B de “La Teatrería”; y cuyas funciones están programadas para concluir el 21 de diciembre.

Tarde para arrepentirse es una comedia ácida que presenta a tres chicas, quienes tras una larga amistad, se reúnen para hablar en torno a un singular vestido de novia, el cual detonará una larga confrontación entre ellas.

Al respecto de la obra, sus creativos exponen por escrito el siguiente párrafo:

“Tras de un gran éxito en temporadas anteriores, “Tarde para arrepentirse” regresa a los escenarios de la Ciudad de México y durante 75 minutos veremos una comedia donde un acto aparentemente superficial se vuelve tan complejo que detonará una despiadada guerra entre estas mujeres —que han cultivado su amistad por más de 17 años— desatando en ellas la ironía, euforia, odio y desconfianza, para poner en tela de juicio su relación y así encontrarse consigo mismas. Una obra que consigue dar una mirada mordaz e interesante a las relaciones humanas y un lado más oscuro y radical a la sociedad que se mueve entre la hipocresía y cinismo por procurar mantener sus intereses, evitando el bochorno y la vergüenza.”

Entre los personajes se encuentra Antonela, una joven viuda quien vive de escribir cómics, y que aparentemente está ajena a todo. Ángela es una joven mujer “nueva rica”, aparentemente muy exitosa, quien vive en aras de las marcas de moda y calidad en un mundo totalmente superfluo. Finalmente Abby es el personaje quien, con la noticia sorpresiva de sus próximas nupcias, sin imaginarlo, hará una compra que traerá controversias y desacuerdos entre las tres chicas, poniendo en jaque la amistad que éstas han conservado durante largos años.

La puesta en escena de Tarde para arrepentirse consta de un solo acto, en donde se ambienta el cuadro escenográfico conformado por un taburete alojado al extremo del sitio, en donde se encuentra un pequeño escritorio, con su respectiva silla. La utilería enmarca perfectamente la trama de ésta historia.

Respecto al reparto estelar, éstas portan un lujoso vestuario, con maquillaje y peinados a la moda, que resalta la belleza de las chicas, propuesto por el estilista Corrado Pacheco.

Finalmente le comentaré que esta trama inteligentemente escrita, hace que el espectador se inmiscuya en la historia que se va representado, bajo un ritmo de humorismo negro, que le hará divertirse durante toda la obra, que presenta una magnífica actuación y dirección artística, que pretende hacernos reflexionar ante la “ridiculez humana” .

¡EN HORA BUENA CÍRCULO TEATRAL Y EQUIPO CREATIVO!

Tarde para arrepentirse se presenta los sábados a las 19 horas, en la Teatrería, hasta el 21 de diciembre de 2019.

 

Fotografía: bitacoracdmx.com