Corazón de Latón: una comedia que catalizará tus miedos y deseos por medio de la risa

Elegir una obra de teatro dentro del extenso menú teatral que existe en la CDMX se vuelve complejo y más cuando no conocemos mucho sobre la obra, la Compañía teatral o los actores y creativos que estarán involucrados en la escena. Ir al teatro tendría que ser una experiencia satisfactoria, refrescante, que discurra con nuestras ideas; en pocas palabras un catalizador que en el mejor de los casos inspire al espectador. Imaginemos un menú teatral en donde el espectador pueda elegir el tipo de obra que quiere presenciar basándose en su estado anímico, en donde pueda elegir desde un drama, tragedia, farsa, comedia y por qué no una tragicomedia. Elegir una obra como espectador tendría que partir del efecto que ofrezca la puesta en escena. 

Una vez que se tenga dicha “claridad”, el espectador se podría decantar por el espacio teatral que sea de su agrado o que quisiera visitar; así como de la Compañía teatral de su preferencia, porque insisto, imaginemos una sociedad que este interesada en el trabajo de una o más Compañías teatrales y creativos. En definitiva la experiencia teatral tiene que ser satisfactoria en ese sentido, una elección, un gozo, un estar para dialogar con aquello que la catarsis ha dejado en el espectador. 

En esta inquietante búsqueda, hablaré de la comedia “Corazón de Latón” que como el género dramático lo establece, esta propuesta se asocia a un impulso liberador y relajante, hilado a una anécdota común entre la sociedad moderna, la cual parte de esa búsqueda eterna por encontrar el amor, la compañía, la validación del ser a través del otro. La trama de esta obra surge cuando dos personajes femeninos que sin aparentes barreras, mantienen una lucha interna ante la soltería, las redes sociales y la presión social que se ejerce sobre quienes se declaran solteros. La dramaturga y actriz Hazel Hamdan desarrolla una historia en donde la soledad de estos dos personajes protagónicos se oculta entre situaciones que ridiculizan el dolor, la angustia y el deseo de encontrar el amor eterno. Y es por medio de un viaje que dichos personajes compartirán esas dolencias a través del humor, provocando una sensación equivalente a la que se experimentaría en una plática cotidiana entre amigos. Todo ello gracias al distanciamiento que propone la estructura de la comedia, un respiro que puede provocar en el espectador la risa continua, la reflexión que va de menos a más; y aunque por momentos la historia cae en un surco, en donde tanto las actuaciones de Hazel como la de Omar Olvera se ven orillados a tensar sus recursos histriónicos para salir del surco dramático, vuelven a conectar con el espectador, sin perder la frescura de su interpretación. Así mismo, la búsqueda del corazón de latón  no termina de ser explotada al cien, la metáfora de un corazón que dará amor eterno a quien lo encuentre, termina convirtiéndose en un imaginario que esboza entre los espectadores el deseo febril por encontrar el corazón de latón.

Te invito a que por 60 minutos rías sin pensar en cómo y por qué…

Corazón de Latón” se encamina para ser una propuesta escénica que evoque el humor ante tanta adversidad, ya sea amorosa, económica o existencial. Porque la risa siempre será un excelente medio para vaciar aquello que está rebasado, y el distanciamiento que brinda este género dramático, al ser testigos de las peripecias que sufren los personajes sobre el escenario, brinda la libertad de percepción que el espectador necesita para reír con los acontecimientos. Porque reír siempre viene bien. Es así como la reflexión queda en el eco de las risas que han quedado plasmadas en el teatro. “Corazón de Latón” es una obra que se está configurando en cada presentación como una propuesta divertida, ligera, con dos protagónicos que cumplen con la premisa de la historia, y que estoy segura que conforme continúen las presentaciones irán desdoblando finamente las dimensiones de sus personajes.

Para finalizar, quiero hacer mención a la interpretación de los personajes comodines que propone esta puesta en escena y que corren a cargo de Miguel Calderón, lo cual considero un acierto, ya que refrescan la escena, porque la interpretación y la fuerza que toman estos personajes van de menos a más, como un hielo dispuesto a diluirse entre el calor de los espectadores que inconscientemente están en la búsqueda del corazón de latón.

Aquí tienes esta propuesta para que la incluyas en tu menú teatral –si es una comedia lo que te apetece–  y así te reintegres a las necesarias noches de teatro. Corazón de Latón se estará presentando todos los miércoles de abril y hasta el 25 de mayo en el 77 Centro Cultural Autogestivo, a las 20:30 horas. 

 

Corazón de Latón | Dramaturgia: Hazel Hamdan| Dirección: Colectiva | Actuación: Hazel Hamdan, Omar Olvera y Miguel Calderón | Género: Comedia | Producción: Elisa Ramos | Lugar: El 77 Centro Cultural Autogestivo

Portada: Producción “Corazón de Latón”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *